Salvar al insecto, salvar al hombre

Salvar al insecto, salvar al hombre

- in Noticias
1481
0

Tanto la urbanización de espacios verdes como el uso de pesticidas, abonos; la agricultura intensiva o la sequedad de zonas húmedas contribuyen a que muchas especies de insectos desaparezcan. El medio vital de los invertebrados se va reduciendo al mismo ritmo que sus habitantes, comenzando por las Mariposas.

En la ciudad de Rennes, al noroeste de Francia, hay un grupo de estudio de invertebrados que se ha propuesto reconquistar el espacio perdido de estos insectos para devolvérselo y poder recuperar tanto Orugas como Mariposas ambos en peligro de extinción en la zona. El grupo se denomina Gretia, y está compuesto por cuatro miembros con formación en bio ecología y aproximadamente 180 socios. Según explica una de sus componentes, “hemos observado cómo disminuyen tanto especies raras como comunes que hemos estado estudiando desde hace mucho”. Hace dos años que iniciaron una operación con el objetivo de incitar a los jardineros a que habiliten espacios salvajes o que preserven o siembren especies de plantas “anfitrionas” favorables al desarrollo de Orugas y Mariposas y mantenerlas así al abrigo de agresiones tanto químicas como físicas. “Basta con unos metros cuadrados, un rincón de naturaleza favorable al desarrollo de todo un ciclo de vida”.

En la región de “Côtes d’Armor” noroeste de Francia, donde un 25% de especies estaban en peligro de extinción, esta operación suscitó la creación de 200 refugios. Los jardineros comprendieron el papel esencial que juegan estos lepidópteros en su jardín, sobre todo como polinizadores, al mismo tiempo que sus refugios favorecen la biodiversidad de sus espacios naturales y una regulación de las especies. El grupo tiene como objetivo ampliar la sensibilización a toda la región noroeste. “La Mariposa es ante todo un pretexto para que la gente se conciencie de la problemática que sufren sus jardines y también que comprendan el papel que juegan los insectos y los invertebrados en los ecosistemas”, explica una componente de Gretia que evoca la fertilización de las plantas, el reciclaje de suelos y la transformación de vegetales.

Los invertebrados son desde hace mucho el pariente pobre los estudios zoológicos. Un refugio sirve para toda una cadena de insectos, con una mención especial para las abejas y los abejorros que garantizan tres cuartos de la polinización de las plantas y cuya población ha registrado pérdidas alarmantes estos últimos años. Un 80% de plantas que sirven a la alimentación del hombre necesitan ser polinizadas por insectos, el reto pues es salvarlos para salvar al ser humano.

Más información

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may also like

El menú tóxico del día, Europa descuida sus alimentos

Es sencillo. Basta con procurarse las ofertas de cualquier supermercado. Organizar un menú de tres platos no resulta nada caro. La comida está barata. ¿Condición imprescindible? No mirar ni su procedencia ni su composición. Ya tenemos un menú completo, a buen precio y tóxico.