Por la retirada del más peligroso de los insecticidas

Por la retirada del más peligroso de los insecticidas

- in Noticias
1757
0

La Federación de Asociaciones de Protección de la Naturaleza y el Medioambiente francesa (France nature environnement, FNE), recogió 45.000 firmas para exigir la retirada del mercado del peligroso insecticida “Cruiser”. Desgraciadamente, el Ministerio de Agricultura francés ha prorrogado su uso durante 2010.

Fabricado por la empresa suiza Syngenta, el “Cruiser” es un insecticida que envuelve las semillas de maíz y cuya molécula activa, tiametoxam, pertenece a la familia de los neurotóxicos. El “tiametoxam”, pertenece a la misma familia que las sustancias activas del Gaucho y Regente, dos de los insecticidas incriminados por su impacto negativo sobre las abejas y ambos ya retirados del mercado francés desde 2004. Utilizado en Francia desde enero de 2008, el “Cruiser” está clasificado como insecticida peligroso para el medioambiente, para las abejas, los pájaros y los mamíferos salvajes, además, es muy tóxico para los organismos acuáticos.

Dos años después de su comercialización, los protocolos seguidos en el Ministerio de Agricultura no aportaron ningún elemento que permitiera eliminar las sospechas que pesan sobre dicho insecticida. Según Claudine Joly, encargada del dossier sobre el insecticida en la FNE, “La sociedad se moviliza porque lo que está en juego es muy importante: los insectos polinizadores intervienen en la producción del 35% del total de alimentos vegetales de todo el mundo (frutas, legumbres, café, cacao…) y en la supervivencia del 80% de las especies vegetales. La desaparición de las abejas, cada vez más temida por los investigadores, supondría una verdadera catástrofe”.

El “Cruiser” está clasificado como insecticida peligroso para el medioambiente, para las abejas, los pájaros y los mamíferos salvajes, además, es muy tóxico para los organismos acuáticos

Prohibir el “Cruiser” es una cuestión de sentido común: la situación de los insectos polinizadores es dramática, debemos intentar todo lo que sea posible para detener su caída. Ningún argumento económico puede justificar las consecuencias agrícolas, alimentarias, sanitarias y medioambientales que supondría la desaparición de las abejas”, explica Jean-Claude Bévillard, responsable de agricultura de la FNE. La petición de la FNE se envió por correo al Ministro de Agricultura francés apoyada por 45.000 firmantes. La FNE exigía la inmediata prohibición del peligroso insecticida y poner en marcha, sin ningún retraso, el proyecto “Ecophyto 2018”, surgido del plan de medioambiente del Gobierno francés “Grenelle de L`Environnement”, que prevé la reducción de un 50% del uso de pesticidas en territorio francés.

 

F.N.E

0 Comments

  1. soy ingeniero agronomo en el valle del cauca colombia, es triste para mi, la labor nuestra en el pais ya que quedamos reducidos a la venta de estos insumos (agroquimicos) y lastimosamente las investigaciones en el sentido de proteccion ambiental como el desarrollado con seriedad por parte de ustedes es nulo en nuestro pais, yo desconocia lo sucedido con gaucho en francia y peor aun permitir licencias para moleculas de similar accion conociendo ya antecedentes es irresponsable y deja mucho que pensar de los funcionarios a cargo de otorgar dichas licencias, que DIOS les bendiga y permita que esa conciencia se difunda mundialmente y permita la apertura de otras oportunidades laborales a los profesionales del AGRO.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may also like

El menú tóxico del día, Europa descuida sus alimentos

Es sencillo. Basta con procurarse las ofertas de cualquier supermercado. Organizar un menú de tres platos no resulta nada caro. La comida está barata. ¿Condición imprescindible? No mirar ni su procedencia ni su composición. Ya tenemos un menú completo, a buen precio y tóxico.