Noruega, sostenibilidad contra crisis

Noruega, sostenibilidad contra crisis

- in Noticias
1185
0

El Ministerio Noruego de Industria y Comercio publicó recientemente un libro blanco cuya propuesta es la de “innovar para crecer mejor”. Una iniciativa económica favorable al desarrollo sostenible como arma verde contra la crisis y la era post petróleo.

El gobierno noruego emprendió hace algunos años una política comprometida con el medioambiente cuyo objetivo es lograr un balance neutro de CO2, el establecimiento de un plan contra el calentamiento global y apoyar el consumo sostenible. Según el Centro para el desarrollo Mundial, Noruega es un modelo de gestión medioambiental que ha sabido avanzar en una política verde continuada. El país nórdico siempre fue una sociedad comprometida culturalmente con el respeto a la naturaleza y al medioambiente. El libro blanco contiene 12 puntos clave y hace hincapié en los negocios respetuosos del medioambiente.

El gobierno noruego se ofrece a cubrir los gastos de Investigación y Desarrollo con un 3% del PIB, o sea, 7600 millones de euros, cantidad que en 2006 era de 1500 millones. Mayoritariamente el presupuesto se dedica a préstamos y ayudas a las PYMES innovadoras, un punto estratégico muy importante según el Ministerio. Para dinamizar las tecnologías medioambientales, el gobierno ha decidido aumentar las subvenciones destinadas a la investigación en el sector de servicios. Se trata de definir los campos de acción y de innovación sostenible y ofrecer una visión clara y concreta de los ámbitos implicados. El desarrollo sostenible como herramienta de reconversión económica Aunque la economía noruega continúa su crecimiento basado en la demanda mundial de recursos fósiles, el país se debe preparar para la era post petróleo.

Las empresas noruegas están muy implicadas en el mercado solar y además desde el gobierno se les anima a seguir su implicación y a invertir en los sectores sostenibles. Se fomenta el apoyo tanto técnico como económico a las energías renovables y limpias. Noruega se adelanta a una «revolución» imparable y es consciente que algunos países pueden ser muy vulnerables si no consideran a tiempo la reconversión verde de sus actividades industriales y económicas. Herramienta de reconversión económica, el desarrollo sostenible hace tiempo que dejo de ser una utopía ecologista, el gobierno noruego en un gesto pragmático y bien organizado, confía más que nunca en él como el arma verde que le ayudará a escapar de la bancarrota.

Original

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may also like

El menú tóxico del día, Europa descuida sus alimentos

Es sencillo. Basta con procurarse las ofertas de cualquier supermercado. Organizar un menú de tres platos no resulta nada caro. La comida está barata. ¿Condición imprescindible? No mirar ni su procedencia ni su composición. Ya tenemos un menú completo, a buen precio y tóxico.