Moda que mata

Moda que mata

- in Noticias
1706
0

El informe Fashion Victims, del centro de comercio justo sueco en colaboración con la campaña Ropa Limpia, publica sus datos sobre los vaqueros lavados con arena a presión.

El tratamiento de los vaqueros para hacer que parezcan desgastados es muy común en la industria textil. Lo que se esconde detrás de la producción de este tipo de ropa es algo dramático que muchos consumidores deben conocer. Entre las diversas técnicas que se utilizan para conseguir este efecto que simula el desgaste se encuentra el lavado mediante arena a presión, el más peligroso de todos ellos si no se lleva a cabo utilizando un equipamiento de seguridad adecuado. Las enormes cantidades de polvo silíceo que se generan durante el proceso pueden provocar enfermedades como la silicosis y llega a causar la muerte de los trabajadores que lo emplean.
Debido a la enorme publicidad que se le da a este tipo de moda, los pantalones vaqueros gastados cuestan más caros que los que no han recibido este tratamiento. Tanto fabricantes como marcas y distribuidores han encontrado un filón que les proporciona grandes beneficios. En Turquía, Bangladesh, China, México y Egipto, los empleados de las fabricas que producen este tipo de pantalones suelen ser inmigrantes que trabajan durante turnos interminables, en espacios reducidos y en pésimas condiciones de seguridad e higiene. Estos trabajadores, que en algunos casos incluso duermen en su puesto de trabajo, corren el riesgo de padecer silicosis, enfermedad incurable y mortal. Sólo en Turquía, entre el mes de febrero de 2009 y mayo de 2010 murieron 46 trabajadores debido a la silicosis provocada por el trabajo en dichas fábricas. Actualmente se han identificado 1.200 trabajadores afectados por la enfermedad.

Acabar con este método es responsabilidad de marcas y fabricantes. Los consumidores deben estar informados para que, una vez sepan lo que se esconde detrás de los vaqueros de moda, elijan libremente. Las marcas y los fabricantes conocen los riesgos para la salud que este método de lavado con arena supone para los trabajadores y, pese a las quejas que reciben por parte de sindicatos, organizaciones de defensa de los derechos de los trabajadores y de consumidores, asociaciones sanitarias, siguen sin comprometerse a acabar con este método mortal.

La campaña “Ropa Limpia” ha contactado con más de 100 marcas y fabricantes, desde marcas de lujo a saldos, para exigirles, entre otras medidas, que prohíban el uso de este método de lavado de vaqueros y hagan pública su decisión. Además, Ropa Limpia exige que se garantice el respeto de esta prohibición empleando sistemas apropiados de control desarrollados en colaboración con sindicatos y organizaciones locales de defensa de los derechos de los trabajadores, que aquellos trabajadores que hayan trabajado en sus fábricas, sean identificados y pasen una revisión médica. Cada día que pasa sin que nada cambie se ven afectados más trabajadores. Es necesario actuar para conseguir abolir este método mortal de lavado de vaqueros.

La campaña Ropa Limpia no propone un boicot, ya que es difícil diferenciar cuando un vaquero está lavado con el sistema de arena a presión, pero sí que aconseja que el consumidor exija información a las marcas y distribuidores y que presione para conseguir la abolición de dicho método. La campaña aconseja comprar los vaqueros de marcas que se han comprometido firmemente. Además se invita a los consumidores a firmar el manifiesto para la abolición del método de la arena a presión en el lavado de vaqueros.

Ropa Lìmpia

Fashion Victims

About the author

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may also like

El menú tóxico del día, Europa descuida sus alimentos

Es sencillo. Basta con procurarse las ofertas de cualquier supermercado. Organizar un menú de tres platos no resulta nada caro. La comida está barata. ¿Condición imprescindible? No mirar ni su procedencia ni su composición. Ya tenemos un menú completo, a buen precio y tóxico.