La industria del algodón orgánico hace cumbre en Portugal

La industria del algodón orgánico hace cumbre en Portugal

- in Ecoturismo
1425
0

Se esperan más de 300 delegados en la sexta Global Conference and Marketplace sobre el téxtil ecológico que se celebrará en Porto (Portugal) en octubre 2008. El evento tendrá lugar en el Porto Palacio de Congresos Hotel y Spa de la ciudad del norte de Portugal durante los días 14 a 17 de octubre 2008. Los organizadores esperan recibir tanto a comerciantes como nuevos creadores y granjas ecológicas de todo el mundo.

Entre los conferenciantes estarán: Simonetta Cabonaro, experta in estrategia y psicología del consumo, marketing y diseño con REALIZE; Nick Chiarelli, Director de Tendencias de consumo de la compañía GfK, Roper Consulting con especialistas en análisis de tendencias de consumo globales; y Kate Fletcher», fundadora de “slow fashion” profesora universitaria de ecodiseño en el Goldsmiths College, University of London.

El primer día, y antes de inaugurar la conferencia, tendrá lugar un día de introducción al mundo del algodón ecológico para aquellas empresas que deseen introducirse en el mercado. Seguidamente, la conferencia se extenderá a todos los miembros durante dos días en los que se tratarán temas como la estrategia adecuada en el mercado actual, oportunidades emergentes y nuevas estrategias para optimizar el mercado y abrirlo a nuevas inversiones. La conferencia está patrocinada por las siguientes empresas: Anvil Knitwear, Egedeniz Tekstil, Esquel Group, H&M, Huntsman Corp., Internet Textil, Nike, Orta Anadolu, Paks, Reinhart, Pratibha Syntex, Quick Feat International; Remei, and Thai Alliance Co.

Saber más

Web de la Feria

About the author

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may also like

El menú tóxico del día, Europa descuida sus alimentos

Es sencillo. Basta con procurarse las ofertas de cualquier supermercado. Organizar un menú de tres platos no resulta nada caro. La comida está barata. ¿Condición imprescindible? No mirar ni su procedencia ni su composición. Ya tenemos un menú completo, a buen precio y tóxico.