El cáñamo, un excelente aislante renovable y limpio

El cáñamo, un excelente aislante renovable y limpio

- in Permacultura
1725
0

Al contrario que los materiales aislantes contaminantes, el cáñamo resulta una excelente alternativa ecológica. Actualmente, el cáñamo está viviendo un renacimiento basado en una serie de aplicaciones muy esperanzadoras en la construcción ecológica.

El cáñamo es un material ecológico con múltiples propiedades. Es un aislante muy eficaz, tanto acústico como fónico, y puede sustituir a los materiales aislantes convencionales. El cáñamo posee un coeficiente de conductividad muy bajo que lo convierte en un aislante muy eficaz en periodos rigurosos de los inviernos o en las épocas de fuertes calores estivales.

“ El cáñamo es un excelente aislante cuya resistencia térmica es superior a la media, ya sea utilizado como falso techo o encofrado en una estructura de madera, como revestimiento de paredes o como enlucido. Además, si se le añade al cemento, puede servir como aislante fónico o en forma de capa ligera puede utilizarse como soporte para el parquet”, extracto del libro de Bernard Baudouin, “Construir una casa ecológica”, en francés, ediciones Ambre.

Un ecomaterial muy resistente.

El cáñamo es muy resistente a la humedad y al fuego, pero de igual forma al moho y a los insectos. Es un excelente repelente contra los animales potencialmente dañinos como los roedores. El ciclo de vida del hormigón de cáñamo es el mismo que el del celular o de tierra cocida, es decir, 100 años. Las propiedades del cáñamo lo hacen una planta imprescindible desde el punto de vista ecológico. Además, el cáñamo es una planta que crece de forma rápida, sin abonos ni pesticidas, y que cuenta con una alta productividad sin dañar los suelos. El cáñamo permite suprimir de forma sencilla los puentes térmicos y propicia que las paredes respiren de forma natural. Por otra parte, “La pared de hormigón de cáñamo, cuya vida mínima es de cien años, constituye un almacén de carbono muy interesante ya que el muro almacena más CO2 del que emite durante su ciclo de vida. Las fibras vegetales del cáñamo también pueden aplicarse para sustituir parte del polipropileno y rebajar así el impacto sobre el medioambiente”, informa el Estudio de las Características Medioambientales del Cáñamo de 2006 del Ministerio francés de Agricultura y Pesca. “Al contrario que muchos otros materiales utilizados en la construcción convencional, el cáñamo no produce radioactividad en el hogar, no emite partículas irritantes durante su colocación ni gases tóxicos debidos a los aditivos”, afirma el libro “Construir una casa ecológica”, de Bernard Baudouin.

En Francia se produce el 50% del cáñamo europeo.

La superficie dedicada a la producción de lana de cáñamo en el país vecino se multiplicará por 24 hasta 2015, pasando de aproximadamente 300 hectáreas a 64.000, y por 40 hasta 2030, según informa la Agencia de Medioambiente y de Control de la Energía (ADEME) en un estudio de abril de 2007. El cáñamo se integró en un proyecto de ley sobre ecomateriales en la construcción adoptado por la Asamblea Nacional francesa el 21 de octubre de 2008 y se incluirá entre los ecomateriales renovables que limitan los gases de efecto invernadero.

Fuente

Libro “Construir una casa ecológica”

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may also like

El menú tóxico del día, Europa descuida sus alimentos

Es sencillo. Basta con procurarse las ofertas de cualquier supermercado. Organizar un menú de tres platos no resulta nada caro. La comida está barata. ¿Condición imprescindible? No mirar ni su procedencia ni su composición. Ya tenemos un menú completo, a buen precio y tóxico.