El cambio climático llega a Suiza

El cambio climático llega a Suiza

- in Noticias
4044
0

Los efectos del cambio climático han sido descritos en numerosos informes y hoy en día son ya muchos los ciudadanos de todo el mundo que creen que estamos ante el mayor reto al que va a enfrentarse la humanidad. En muchos lugares ya se están sufriendo dichos efectos y las consecuencias que conllevan para la población. En los países ricos, hasta ahora parecía que estas cuestiones no llegarían nunca a afectar. Sin embargo, los agricultores europeos ya vienen avisando de que su actividad se está viendo alterada gravemente por los vaivenes meteorológicos sin precedentes que se registran todos los años. Los eventos climatológicos extremos que se han sufrido a lo largo de este invierno en diversos países industrializados no hacen más que confirmar estas afirmaciones. Ahora, un reciente informe elaborado en Suiza, revela cómo el cambio climático está provocando consecuencias visibles en el medio ambiente del país alpino.

el cambio climatico llega a Suiza El último informe elaborado por la Oficina Federal Suiza del Medio Ambiente (OFEV) se titula “Cambios climáticos en Suiza. Indicadores de las causas, de los efectos y las medidas”. El informe revela que este fenómeno está generando efectos visibles en el medio ambiente del país y muestra las principales tendencias y los campos de acción de futuros escenarios.

El cambio climático, según el informe, actúa sobre diversos sectores de la economía helvética. Las alteraciones meteorológicas afectan al ciclo hidrológico, a los glaciares, al permafrost y a la cobertura de nieve. Estas alteraciones del clima podrían causar graves daños al propiciar episodios climáticos extremos tales como sequías, fuertes precipitaciones, inundaciones, desprendimientos y riadas de lodo que alterarían el estado de los ecosistemas. Además, el cambio climático puede hacer sufrir al turismo de invierno, al abastecimiento de energía y a la salud.

El informe analiza las fuentes y las emisiones de gas de efecto invernadero, la evolución del clima en Suiza y los efectos sobre el medio natural. Asimismo, aporta numerosas pistas sobre las medidas que se deben tomar para lograr una reducción de las emisiones y para adaptarse al cambio climático.

Las emisiones de gas de efecto invernadero aumentaron de 13,1 millones de toneladas a 54,2 entre 1900 y 2010. Desde 1990, estas emisiones se mantienen constantes pese al aumento del número de vehículos y las necesidades de calefacción relacionadas con el aumento demográfico. Hay que resaltar que la principal fuente de emisiones en Suiza, al igual que en casi todos los países, sigue siendo el tráfico, que pasó de una parte proporcional del 9% en 1950 a un 30% en la actualidad.

Esta estabilización de las emisiones son fruto de las medidas que se tomaron al respecto, especialmente a la ley sobre el CO2 que entró en vigor en el año 2000. El aumento de 0,12 grados centígrados cada 10 años hace de la temperatura el signo más destacable del cambio climático durante estos últimos años. 2011 entró a formar parte de la historia de Suiza como el más caluroso desde que se comenzaron a registrar las temperaturas en 1864.

Las consecuencias del aumento de la temperatura se están haciendo cada vez más visibles en la naturaleza. Las alteraciones estacionales se están comprobando tanto en el medio agrícola como en el acuático. Las etapas fenológicas primaverales de las plantas se han anticipado, especies vegetales de baja altitud están colonizando las cumbres. La presencia de ciertas especies de pájaros de nido aumentó significativamente desde 1990.

En lo referente a la economía y a la sociedad, estas alteraciones progresivas del clima no provocan consecuencias inmediatas. Se percibe un descenso del consumo de energía debido a una disminución de los días en los que se enciende la calefacción. También se registra un mayor número de fallecimientos en épocas estivales.

Las medidas tomadas tanto a nivel internacional como nacional, como mucho podrán limitar el calentamiento, por ello se hace imprescindible elaborar planes de adaptación que conformen una estrategia colectiva contra el cambio climático y sus ya inevitables efectos. Muchos sectores económicos ya han comenzado a tomar medidas al respecto.

Fuente

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may also like

El menú tóxico del día, Europa descuida sus alimentos

Es sencillo. Basta con procurarse las ofertas de cualquier supermercado. Organizar un menú de tres platos no resulta nada caro. La comida está barata. ¿Condición imprescindible? No mirar ni su procedencia ni su composición. Ya tenemos un menú completo, a buen precio y tóxico.