Cómete la periferia.

Cómete la periferia.

- in Permacultura
1541
0

Eat the Suburbus es un cortometraje dirigido por Tanya Curnow en el que Richard Heinberg, autor de diversos libros sobre el cénit del petróleo, expone de forma sencilla la teoría del cénit del Peak Oil. El documental presenta las actividades del grupo Permablitz Melbourne como parte de la solución a este problema.

El cénit del petróleo o Peak Oil, una teoría desarrollada en los años 50, empieza hoy a formar parte de la actualidad informativa. Mientras algunos medios afirman que el petróleo ya ha alcanzado su cénit y otros concluyen que el Peak Oil no es más que otra teoría apocalíptica más, cientos de comunidades del mundo entero ya han iniciado la transición hacia una sociedad sin petróleo. Este es el caso de Permablitz Melbourne, una organización sin ánimo de lucro que está transformandola periferia de la ciudad australiana en una red de huertos donde sus habitantes podrán cultivar y disfrutar sus propios alimentos. Este colectivo de activistas pretende así fomentar la producción doméstica de alimentos ecológicos como alternativa a la agricultura industrial, altamente dependiente del petróleo en todas sus fases. Tanya Curnow es la directora del corto Eat the Suburbs (cómete la periferia), realizado en 2006, en el que el autor Richard Heinberg explica de forma sencilla la teoría del Peak Oil y donde se muestra cómo los voluntarios de Permablitz Melbourne colaboran con Asha en la creación de su propio huerto en el jardín.

Cómete los suburbios. La horticultura del fin de la era del petróleo. Richard Heinberg “Los seres humanos somos adictos a la energía. Como sociedad, somos desmesuradamente dependientes del petróleo, un recurso energético no renovable. Todavía hay quien habla del cénit del petróleo (Peak Oil) como si fuera una teoría, pero lo cierto es que los enormes campos de petróleo que abastecen las actividades de medio mundo empiezan a mostrar uno tras otro un declive de su producción”, explica Richard Heinberg, autor de diversos libros sobre la materia. “El petróleo es el centro absoluto de las economías modernas así que, cuando la producción de petróleo alcance su máximo y empiece a declinar, no nos encontraremos ante un pequeño problema, sino que supondrá un cambio de dirección histórico”.
Asha “Cuando le hablo a la gente sobre el cénit del petróleo, me toman por una fatalista”, relata Asha, cuyo jardín está siendo transformado en uno más de los nuevos huertos urbanos que surgen en la periferia de Melbourne. “Y cuando hablo de las soluciones, de la horticultura, de volver a producir nuestros propios alimentos, me llaman hippy. Lo que estamos viendo aquí, en mi jardín, es una intervención basada en la permacultura donde la gente viene a compartir conocimientos y habilidades sobre la producción de alimentos”.
Richard Heinberg “El Peak Oil es un cénit geológico. No solamente es una cuestión de si se taladran o no suficientes pozos, o si se invierte o no suficiente dinero. Cuando se crea el primer pozo en una zona petrolífera, el petróleo sale debido a la presión ejercida. Al principio resulta muy sencillo de extraer. Sin embargo, con el tiempo, cuando esta presión disminuye, hay que empezar a bombear el petróleo y pasado un cierto límite es físicamente imposible continuar aumentando el ritmo de extracción. La tasa de recuperación natural de cualquier zona petrolífera es una curva en forma de bala, que es lo que denominamos Peak Oil”.
Asha “La primera vez que oí hablar del Peak Oil fue a través de Adam. Él impartía un taller que formaba parte de una conferencia, y yo no entendí nada. Era muy técnico, y pensé “resulta extraño, pero suena interesante”. Así empecé a interesarme por el Peak Oil, y comprendí la relación entre el cénit del petróleo y nuestra seguridad alimentaria”.
Richard Heinberg “Nuestro sistema alimentario moderno, industrial, utiliza el petróleo en prácticamente todas sus fases de producción. Empezando por la plantación, por medio de tractores gigantes, pasando por el riego, la recolecta, el procesamiento de alimentos, la distribución… para producir una caloría alimentaria utilizamos aproximadamente diez calorías de energía proveniente de combustibles fósiles. Cuando haya pasado el cénit del petróleo, en teoría podremos seguir produciendo la misma cantidad de alimentos, pero es necesaria una transición. No podemos pasar de la agricultura química a la agricultura ecológica en un año y esperar contar con la misma productividad.
La producción global de alimentos va a disminuir de forma significativa.
La forma en que los ciudadanos pueden colaborar en la transición post-peak oil es a través del cultivo de alimentos en sus propios hogares, y no sería una mala idea transformar un par de campos de golf y carreteras en campos de cultivo”, explica Richard Heinberg.
Asha “La idea de Permablitzers, que propone complementar el cultivo de tus propios alimentos con los provenientes de cooperativas de productores y consumidores de alimentos, y con los provenientes de mercados locales, es salir poco a poco del sistema agrícola industrial, del transporte de alimentos por el mundo entero, que requiere un consumo enorme de combustibles fósiles”.
Richard Heinberg “Debíamos haber estado preparándonos para este modelo desde hace ya veinte años. Ese es el periodo de tiempo que se necesita para modificar de forma sustancial la infraestructura energética de la sociedad moderna. El Peak Oil es algo que venimos observando desde hace décadas. En EEUU ocurrió en los años 70, y desde entonces los mayores productores de petróleo han ido alcanzando sus cénits nacionales y decayendo. La producción global de petróleo probablemente alcanzará su cénit sobre el 2010, así que de alguna forma estamos viviendo un tiempo prestado”. “Tengo grandes esperanzas puestas en la gente joven”, continúa Richard Heinberg. “A cualquier sitio donde voy, ya sea en Europa, en Norteamérica o en Australia, cuando la gente conoce el fenómeno del Peak Oil, de forma inmediata empieza a abordar las soluciones más sensatas, empiezan a familiarizarse con los conceptos de la permacultura y se emplean con total dedicación en el cultivo. Es esta gente la que está creando de forma rápida y casi espontánea la nueva cultura post Peak Oil”.

Asha “Creo en la aportación que mis amigos, mi comunidad y yo estamos haciendo”, afirma Asha. “Creo que es imprescindible que comencemos desde abajo. Los que están beneficiándose de la actual estructura de la sociedad no van a tomar la iniciativa para que nos preparemos ante el Peak Oil. Así que creo que los grandes cambios van a tener lugar desde abajo, en las comunidades. Sin embargo, también necesitamos que tenga lugar un cambio desde arriba. Tenemos que presionar a los políticos y las grandes empresas para que ellos también hagan su parte”. Richard Heinberg “Nuestra sociedad va a vivir cambios realmente drásticos”, finaliza Richard Heinberg. “Podríamos pensar, “bueno, una sola persona cultivando no va a lograr mucho”. Y tendríamos razón. Pero si fueran millones de personas las que se pusieran a cultivar, sí que podríamos construir algo grande”.

Permablitz Melbourne

About the author

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may also like

El menú tóxico del día, Europa descuida sus alimentos

Es sencillo. Basta con procurarse las ofertas de cualquier supermercado. Organizar un menú de tres platos no resulta nada caro. La comida está barata. ¿Condición imprescindible? No mirar ni su procedencia ni su composición. Ya tenemos un menú completo, a buen precio y tóxico.