Aislamientos ecológicos; ahorro y bajo impacto

Aislamientos ecológicos; ahorro y bajo impacto

- in Permacultura
2327
2
los aislantes ecológicos proporcionan bienestar sin agentes contaminantes
La Unión Europea se enfrenta a uno de sus mayores retos: reducir el consumo de energía de origen fósil. El ahorro energético es un aspecto clave en la lucha contra el cambio climático. La eficacia energética se logra optimizando los recursos, evitando emisiones innecesarias y logrando una mayor autonomía y ahorro. Las energías renovables se irán abriendo paso poco a poco en todo el mundo, pero antes habrá que reformar los antiguos edificios y adaptar las nuevas construcciones a las actuales necesidades. Todos los estados miembros deberán incluir unos estándares de eficacia energética en las nuevas construcciones basados en unos objetivos comunes. En este contexto, el aislamiento térmico de edificios tanto nuevos como antiguos cobra un enorme protagonismo. Los nuevos materiales de aislamiento ecológicos, debido a su bajo impacto y gran rendimiento, tienen ganado el futuro.

Los materiales ecológicos para la construcción, espacialmente aquellos destinados al aislamiento térmico de edificios, tendrán que cumplir una serie de requisitos tanto en aspectos de rendimiento como de su propia fabricación. El aislamiento ecológico de edificios tiene como objetivo mejorar las propiedades térmicas y reducir el consumo de energía. Basados en productos naturales, los aislantes ecológicos no utilizan productos petroquímicos, evitando los compuestos orgánicos volátiles provenientes de los disolventes, las colas o las pinturas. La producción de estos aislantes ecológicos debe minimizar el consumo energético y consiguientemente las emisiones de CO2 derivadas. Los aislamientos orgánicos ecológicos ayudan a ahorrar consumo de energía ya que proceden de fuentes renovables y cuentan con unas inmejorables características térmicas y acústicas.

Un reciente estudio realizado por la revista EcoHabitar (nº 30, verano 2011) muestra una comparativa de las diferentes opciones de aislamientos ecológicos que existen en el mercado español.

El interesante estudio analiza las características, procedencia, presentación, importadores, distribuidores aplicadores y precios. La gama de aislantes ecológicos en el mercado es amplia. En estos últimos años el sector de la arquitectura bio ha ido incrementando la variedad y las cualidades de estos materiales. Entre las cualidades de los aislamientos ecológicos destaca, en primer lugar, su positivo balance medioambiental: los aislantes ecológicos tienen la ventaja, en la mayoría de los casos, de consumir poca energía en su fabricación, al contrario de lo que ocurre con los aislantes «convencionales» tales como el poliestireno y el poliuretano, derivados de la industria petroquímica.

También son más fáciles de reciclar y proceden de materias primas de origen vegetal o animal, que son renovables por naturaleza. En segundo lugar destaca su durabilidad, que precisamente no es la característica principal de la lana de vidrio, la cual ofrece un bienestar mediocre en verano y, además no soporta la humedad. El estudio hace una comparación global entre varios aislamientos convencionales (poliestireno expandido, lana de vidrio y lana de roca) y ecológicos (fibra de madera, guata de celulosa, corcho, lana de cáñamo, cañamiza, lana de lino y lana de oveja). Es en las características técnicas donde la capacidad hidroscópica de los ecológicos supera a los convencionales, así como en el balance medioambiental, donde la energía primaria y las emisiones de gas de efecto invernadero que producen los convencionales son muy superiores a los ecológicos.

En España, la información de los efectos sobre la salud de los materiales de construcción es aún muy escasa. Sabemos que el poliestireno emite humos tóxicos en caso de incendio y pentano durante la instalación; que las lanas minerales pueden causar afecciones dermatológicas importantes, por no mencionar el riesgo de asma debido a los aglutinantes, además persisten las dudas sobre el potencial cancerígeno de sus fibras (1). Sin embargo todavía no existen datos fiables o son insuficientes tanto para los aislamientos de origen mineral y sintético como para los ecológicos y su instalación.

La aplicación de aislantes en la construcción requiere unas medidas de seguridad y precaución que en muchas ocasiones se desconocen. El estudio de Ecohabitar también compara precios, composición, certificados y reconocimientos de las diferentes marcas de aislamientos ecológicos de fibra de madera, celulosa, cáñamo, lino, corcho y lana de oveja. (1). “1987:La OMS clasifica la lana de vidrio y la lana de roca como posibles cancerígenos en el grupo 2B. 1997: La Directiva de la UE del 05/12 clasifica a las fibras de aislamiento de lana de vidrio como posible carcinógeno pero insuficientemente evaluadas con la posibilidad de riesgos irreversibles. 2001:La OMS reclasifica las lanas minerales en la categoría 3 o sea que no son clasificables en cuanto a su potencial cancerígeno en el hombre. Aparentemente los fabricantes han trabajado para reducir la biopersistencia de las fibras.

Ecohabitar

About the author

2 Comments

  1. Distribuciones Técnicas S.C.

    Contamos con diferentes articulos homologados y certificados , todos ecologicos , pueden verlos en nuestra web ( http://www.distritec.es ) gracias

  2. ¿me puedes asegurar que el aglutinante del corcho proyectado es inocuo? tengo serias dudas que no sea una cola de poliuretano

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may also like

El menú tóxico del día, Europa descuida sus alimentos

Es sencillo. Basta con procurarse las ofertas de cualquier supermercado. Organizar un menú de tres platos no resulta nada caro. La comida está barata. ¿Condición imprescindible? No mirar ni su procedencia ni su composición. Ya tenemos un menú completo, a buen precio y tóxico.