¿A qué huelen los productos de limpieza?

¿A qué huelen los productos de limpieza?

- in Permacultura
2053
0

La organización estadounidense Women’s Voices for the Earth, que lucha por eliminar los tóxicos de las vida de las mujeres proponiendo un cambio de los hábitos de consumo, ha publicado un informe sobre los peligros para la salud humana de los perfumes que se encuentran en los productos de limpieza del hogar.

Imagínate en un jardín de flores, en un bosque de pinos, en un limonar un día de verano o en una isla tropical durante una puesta de sol. Las imágenes, que transmiten paz y felicidad, son las que los fabricantes de muchos productos de limpieza pretenden transmitir a nuestros hogares. Sin embargo, la mayoría de nosotros no nos damos cuenta de que, para crear las fragancias modernas de los productos que utilizamos, son necesarias miles de sustancias químicas sintéticas. Lamentablemente, algunos perfumes comúnmente utilizados en los productos de limpieza representan un peligro potencial para nuestra salud. El informe “What’s That Smell?” (¿a qué huele?) es el primero que recoge los efectos de los productos de limpieza sobre la salud del consumidor, en especial sobre las mujeres. Según la organización sin ánimo de lucro Women’s Voices for the Earth, de media, las mujeres se encargan del 70% de las labores domésticas. Ellas conforman el principal objetivo del marketing de estos productos perfumados. Esto aumenta de forma significativa su exposición a los perfumes químicos con respecto a los hombres. Por otro lado, las mujeres tienen más tendencia que los hombres a desarrollar alergias a los perfumes y son más vulnerables ante los efectos potencialmente interruptores del sistema endocrino de los ingredientes del perfume, lo que puede afectar la fertilidad y el embarazo. La exposición incluso a pequeñas cantidades de sustancias químicas tóxicas de los perfumes durante el embarazo puede causar impactos de por vida sobre la salud de sus hijos.

ALERGÉNICOS: todos los perfumes contienen un gran número de ingredientes que, incluidos los compuestos naturales que encontramos en la esencia de lavanda o de limón, pueden provocar alergias a personas sensibles a ellos. La exposición a dichos alergénicos mediante la respiración o a través de su absorción por la piel puede provocar irritaciones de los ojos y cutáneas, además de problemas más graves tales como problemas respiratorios.
El ALMIZCLE SINTÉTICO, por otro lado, es una sustancia química fabricada por el hombre que imita la esencia de almizcle, originalmente obtenida del ciervo y el buey almizcleros. Diversos estudios científicos demuestran que el almizcle no se descompone en el medioambiente, se puede acumular en nuestro cuerpo, es un potencial interruptor endocrino y pueden destruir las defensas del cuerpo frente a otros productos químicos tóxicos. PHTALATOS: son un tipo de químicos utilizados en los perfumes que no aportan olor, como los almizcles o las esencias vegetales, sino que actúan como disolventes y contienen las sustancias químicas que aportan el perfume a una fragancia. En experimentos realizados con animales de laboratorio se ha demostrado que los phtalatos provocan trastornos en el sistema reproductor y desequilibrios en el desarrollo, y se les ha relacionado con similares daños a los seres humanos.

El informe What’s That Smell es una recopilación de 37 estudios científicos que determinan cuáles son los productos químicos más peligrosos, extraen datos sobre los phtalatos, el almizcle sintético y los alergénicos más comunes en la mayoría de los productos de limpieza del hogar. Este informe se ha desarrollado para informar al consumidor sobre el peligro potencial que implica la utilización diaria y continua de estos productos que, a la vista de su accesibilidad, pueden parecer inocuos.

En la actualidad, en EEUU las sustancias químicas que contienen los perfumes no están reguladas. La Asociación Internacional por la Investigación de los Perfumes (IFRA) es el organismo encargado de regular la industria, llevar a cabo investigaciones y proponer legislaciones al respecto. Pero el IFRA también está muy ligado a las grandes marcas de la industria, incluido Givaudan, el gigante global con la cuota de mercado más grande a escala internacional. A pesar de que la mayor parte de la investigación se hace pública, la falta de transparencia de los datos y la censura llevan a muchos a plantearse los resultados con escepticismo. Más información (en inglés)

Una reducción de la exposición a las sustancias químicas de los perfumes puede disminuir el impacto sobre nuestra salud y reducir la concentración de estos químicos en nuestra sangre. Sin embargo, la mayor parte de la información sobre los ingredientes utilizados en los productos de limpieza, en especial los perfumes, se mantiene oculta y no llega a los consumidores, lo que hace difícil la tarea de discernir entre unos productos menos dañinos y otros.

En la actualidad no existe ninguna legislación que exija a los fabricantes el etiquetado de los ingredientes que usan para la fabricación de sus productos de limpieza.

Actualmente, no existe una legislación que obligue a los fabricantes de productos de limpieza domésticos a informar sobre los ingredientes que estos contienen. Algunos fabricantes muestran de forma voluntaria algunos ingredientes limpiadores, pero muy pocos son los que informan sobre los perfumes que contienen sus productos. La única solución práctica a día de hoy es reducir o evitar de forma completa el uso de productos perfumados. El mejor perfume es aquel que no se nota, la sensación de limpieza sin tóxicos que la adornen.

Ver informe completo

About the author

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

You may also like

El menú tóxico del día, Europa descuida sus alimentos

Es sencillo. Basta con procurarse las ofertas de cualquier supermercado. Organizar un menú de tres platos no resulta nada caro. La comida está barata. ¿Condición imprescindible? No mirar ni su procedencia ni su composición. Ya tenemos un menú completo, a buen precio y tóxico.