2020 según Rifkin

2020 según Rifkin

- in Noticias
2117
1

Economista, autor de varios libros y consejero de diversos gobiernos europeos, Jeremy Rifkin es, ante todo, un activista. Según este experto estadounidense, existen dos posibles vías por las que transcurrirá nuestro futuro hasta 2020: la primera posibilidad estaría condicionada por una catástrofe mundial provocada por el cambio climático y la escasez de combustibles fósiles; la otra posibilidad pasaría por una tercera revolución industrial basada en las energías renovables generadas de forma descentralizada y mejor distribuidas.

El economista estadounidense Jeremy Rifkin, consejero de varios gobiernos europeos, sitúa en 1979 el comienzo de la era en la que se inscribe nuestro inmediato futuro: el momento en que el petróleo disponible per cápita alcanzaba su nivel máximo o su cénit. Desde entonces, a pesar de que se han descubierto más yacimientos de este combustible fósil, los beneficios que este ha generado no han cesado de disminuir. Los acontecimientos de 2008, que Rifkin considera solamente “los efectos colaterales” del verdadero problema y que provocaron graves disturbios debidos al hambre en 22 países, son la prueba de esta falta de beneficios y de la deriva en la producción del petróleo.

Para Rifkin, la historia se determina en gran parte según el modelo energético de la sociedad. “La energía es siempre crítica. Es la base sobre la que se crea una economía. Los flujos de energía siempre son determinantes”.

Toda nuestra civilización gira entorno al petróleo”, afirma Rifkin. En el momento que el precio del barril alcanzó los 147 dólares, la globalización mostró sus límites de forma clara por primera vez. Según el experto estadounidense, el precio del petróleo acabará provocando un verdadero seísmo económico. A partir de ahora, cada vez que la economía se recupere y la producción crezca, los límites físicos de los recursos se encargarán de neutralizarla. “Se repetirá el mismo escenario: la producción mundial ejercerá una presión insoportable sobre el abastecimiento. La próxima vez que el petróleo suba de precio y nos demos cuenta de que el juego se está acabando, cundirá el pánico”.Una demanda al alza y una producción descendente, según Rifkin, nos conducirán al colapso. Para Rifkin, el fracaso de la Cumbre de Copenhague de 2009 fue una señal determinante. “Probablemente estábamos ante el mayor desafío al que el hombre se ha enfrentado en los 175.000 años que llevamos sobre el planeta. Sin embargo, tras el enorme fracaso de la cumbre, nos volvimos a casa tranquilamente”.

Las renovables, la esperanza.

Para Rifkin, “la esperanza del ser humano son las energías renovables, la única salida que puede salvar a la especie humana. Este tipo de energía no ha crecido de forma adecuada debido a una dificultad de tipo conceptual: ¿cómo podríamos generar suficiente energía para sustituir a las centrales eléctricas tradicionales?” Pero, en el futuro energético que imagina Rifkin, la “vieja fabrica” será sustituida por una red eléctrica descentralizada, algo similar a lo que Internet significó para la comunicación. “Será como cambiar la vieja radio por el iPod”.

El concepto.

Toda la superficie de este planeta recibe virtualmente energía renovable de una forma u otra, solar o eólica por ejemplo. ¿Por qué solamente pensamos en aprovechar esta energía en un lugar determinado? La novedad consistiría en utilizar contadores de doble sentido, que permitieran producir energía de forma hiperlocal y distribuirla igualmente de forma local, posiblemente incluso en el mismo edificio o en el barrio. Al principio se pueden producir grandes cantidades de energía, de la misma forma que la informática descentralizada ha permitido disponer de la potencia de cálculo de miles de ordenadores.

Jeremy Rifkin preside la Fundación de Tendencias Económicas y es autor de diecisiete libros sobre el impacto de los cambios científicos y tecnológicos sobre la economía, la mano de obra, la sociedad y el medioambiente. Sus libros se han traducido a más de treinta idiomas y se utilizan en miles de universidades, empresas y agencias gubernamentales en todo el mundo.

Más información

Fuente

About the author

1 Comment

  1. No se que será mejor si que dicha crisis de abastecimiento llegue de una vez, y explote todo; o que sigamos como hasta ahora bajo el yugo del mercado opresor, que esta substando nuestros estados democráticos, sociales, y de derecho. Por un mundo corrupto que dirige las finanzas, y la política hasta límites insospechados de corrupción, y avaricia. Ya se estan provocando algunas catástrofes olíticas, y rebeliones nacionalescntra el poder opresor instituido. El hambre, y la misería esta levantando el MAgreb. Mañana seremos nosotros. Todos contra un mundo cada día mas avaro , e injusto. Donde la honestidad ya nadie sabe que es.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may also like

El menú tóxico del día, Europa descuida sus alimentos

Es sencillo. Basta con procurarse las ofertas de cualquier supermercado. Organizar un menú de tres platos no resulta nada caro. La comida está barata. ¿Condición imprescindible? No mirar ni su procedencia ni su composición. Ya tenemos un menú completo, a buen precio y tóxico.